viernes, 31 de diciembre de 2010

¡Feliz año nuevo!

Me mandan una foto de Vic, donde estuve viviendo unos años, y estos
días he ido para una Misa y estar con unos amigos. Una plaza preciosa,
que evoca recuerdos. Feliz Año 2011! Llucià Pou Sabaté

De la mano de la Virgen, vamos a empezar bien el año







I. Ave maris Stella, Dei Mater alma, atque semper Virgo, felix caeli Porta. 2. Sumens illud Ave Gabriélis ore, funda nos in pace, mutans Hevae nomen 3. Solve vincla reis, profer lumen caecis: mala nostra pelle, bona cuncta posce. 4. Monstra te esse matrem: sumat per te preces, Qui pro nobis natus tulit esse tuus. 5. Virgo singuláris, inter omnes mitis, nos culpas solútos, mites fac et castos. 6. Vitam praesta puram, iter para tutum: ut vidéntes lesum semper collaetémur. 7. Sit laus Deo Patri, summo Christo decus, Spirítui Sancto, tribus honor unus. Amen.


La vida es como una canción de amor, que tiene una letra y una música. La letra es lo que hacemos en cada momento, la música la pone el corazón, el amor que es la esencia de la vida. Si hay amor, no hay aburrimiento en la vida. Así, este año será precioso, y aunque haya penas se transformarán en alegrías, pues el amor les dará el sentido de la cruz, que se convierte en gloria... ¡lo mejor siempre está por llegar!

Llucià Pou Sabaté:

jueves, 30 de diciembre de 2010

Let it be

Check out this SlideShare Presentation:

sábado, 25 de diciembre de 2010

¡Feliz Navidad!

Como la foto anterior no salió, pongo otra... es de mi amigo pintor Duilio. ¡Feliz Navidad otra vez!
llucià pou sabaté

BONNES FETES de FIN D ANNEE

Les textes sont en anglais et si vous avez des difficultés avec cette langue,il suffit,
>
- dans un 1er temps, de cliquer sur le lien "carte de Noël" ci-dessous,
>
- puis sur le timbre de l'enveloppe
>
- ensuite sur la plus grosse des boules de neige
>
- et d'assembler les boules pour en faire un bonhomme
>
- enfin, de cliquer sur le bonhomme de neige pour que les animaux le décorent.
>
>
Et, ouvrez bien vos yeux, c'est trop mimi !
>
Et mettez le son ! 


 
  > "Carte de Noël 2010"
>
> > > >

 


Basta hacer click, como siempre... Llucià Pou Sabaté:

viernes, 24 de diciembre de 2010

FELICIDADES!!!

¡Feliz Navidad! Que tengas unas santas fiestas y un 2011 lleno de cosas buenas, se lo pido al Señor para ti y todos los tuyos
Llucià Pou Sabaté


¡Regocijad! Jesús nació, del mundo Salvador;
y cada corazón tornad a recibir al Rey,
a recibir al Rey. Venid a recibir al Rey.
¡Regocijad! El reinará; cantemos en unión;
y en la tierra y en el mar loor resonará,
loor resonará, y gran loor resonará.
Ya la maldad vencida es; la tierra paz tendrá.
La bendición del Salvador quitó la maldición,
quitó la maldición; Jesús quitó la maldición.
¡Glorias a Dios cantemos hoy! Señor de Israel,
la libertad tú le darás y tú serás su Dios,
y tú serás su Dios, Señor, y tú serás su Dios.

jueves, 23 de diciembre de 2010

La paradoja de nuestro tiempo...

La paradoja de nuestro tiempo es que tenemos edificios mas altos y temperamentos mas reducidos, carreteras mas anchas y puntos de vista mas estrechos. Gastamos mas pero tenemos menos, compramos mas pero disfrutamos menos. Tenemos casas mas grandes y familias mas chicas, mayores comodidades y menos tiempo. Tenemos mas grados académicos pero menos sentido común, mayor conocimiento pero menor capacidad de juicio, mas expertos pero mas problemas, mejor medicina pero menor bienestar.

Bebemos demasiado, fumamos demasiado, despilfarramos demasiado, reimos muy poco, manejamos muy rápido, nos enojamos demasiado, nos desvelamos demasiado, amanecemos cansados, leemos muy poco, vemos demasiado televisión y oramos muy rara vez.

Hemos multiplicado nuestras posesiones pero reducido nuestros valores. Hablamos demasiado, amamos demasiado poco y odiamos muy frecuentemente.

Hemos aprendido a ganarnos la vida, pero no a vivir. Añadimos años a nuestras vidas, no vida a nuestros años. Hemos logrado ir y volver de la luna, pero se nos dificulta cruzar la calle para conocer a un nuevo vecino. Conquistamos el espacio exterior, pero no el interior. Hemos hecho grandes cosas, pero no por ello mejores.

Hemos limpiado el aire, pero contaminamos nuestra alma. Conquistamos el átomo, pero no nuestros prejuicios. Escribimos mas pero aprendemos menos. Planeamos mas pero logramos menos. Hemos aprendido a apresurarnos, pero no a esperar. Producimos computadoras que pueden procesar mayor informacion y difundirla, pero nos comunicamos cada vez menos y menos.

Estos son tiempos de comidas rápidas y digestión lenta, de hombres de gran talla y cortedad de carácter, de enormes ganancias económicas y relaciones humanas superficiales. Hoy en día hay dos ingresos pero mas divorcios, casas mas lujosas pero hogares rotos. Son tiempos de viajes rápidos, pañales desechables, moral descartable, acostones de una noche, cuerpos obesos, y píldoras que hacen todo, desde alegrar y apaciguar, hasta matar. Son tiempos en que hay mucho en el escaparate y muy poco en la bodega. Tiempos en que la tecnología puede hacerte llegar esta carta, y en que tu puedes elegir compartir estas reflexiones o simplemente borrarlas.
 
Acuérdate de pasar algún tiempo con tus seres queridos porque ellos no estarán aqui siempre.

Acuérdate de ser amable con quien ahora te admira, porque esa personita crecerá muy pronto y se alejará de ti.

Acuérdate de abrazar a quien tienes cerca porque ese es el único tesoro que puedes dar con el corazón, sin que te cueste ni un centavo.

Acuérdate de decir te amo a tu cónyuge y a tus seres queridos, pero sobre todo dilo sinceramente. Un beso y un abrazo pueden reparar una herida cuando se dan con toda el alma.

Acuérdate de tomarte de la mano con tu conyuge y atesorar ese momento, porque un día esa persona ya no estará contigo.

Date tiempo para amar y para conversar, y comparte tus mas preciadas ideas.
 
Y siempre recuerda:

La vida no se mide por el número de veces que tomamos aliento, sino por los extraordinarios momentos que nos lo quitan.
 
George Carlin.


miércoles, 15 de diciembre de 2010

Declaración y Acto por la libertad religiosa en el mundo

Querido/a amigo/a:
Una vez más queremos agradecerte el haberte adherido con tu firma a la
Carta de bienvenida a Benedicto XVI que fue presentada en un acto
público el pasado 28 de junio.
Los promotores de aquella carta, respaldada por más de 36.000 firmas,
te invitamos ahora a adherirte a una nueva iniciativa a favor de la
libertad religiosa de los cristianos en Oriente Medio y en otras áreas
geográficas de Asia y África. Una libertad crecientemente amenazada no
sólo por el terrorismo yihadista sino también por concepciones
excluyentes de la sociedad que no toleran la pluralidad religiosa.
Por favor, firma el Manifiesto por la Libertad Religiosa en todo el
mundo en la siguiente página Web:
http://www.cristianosoriente.org/
En algunos países se está produciendo una auténtica persecución
religiosa que ha ocasionado numerosas víctimas y graves daños
materiales en las comunidades cristianas y que amenaza seriamente la
supervivencia de las mismas, incluso en aquellas tierras donde nació
el Cristianismo.
El próximo jueves 16 de diciembre (dentro de una semana), a las 19,30
horas y en el Aula Magna de la Universidad San Pablo-CEU, en la Calle
Julián Romea 23 de Madrid (ver mapa), celebraremos un acto público, al
que te invitamos a asistir, a favor de la libertad religiosa de los
cristianos que sufren persecución e intolerancia.
Participarán en el acto tres Pastores de la Iglesia católica de Irak:
el Arzobispo Siriaco-Católico de Bagdad
el Obispo Caldeo-Católico de Babilonia
el Obispo Siriaco-Católico de Mosul...
... junto con destacados representantes de la sociedad española.
En dicho acto se dará también lectura al Manifiesto que podrás leer en
http://www.cristianosoriente.org/ y al que te invitamos a adherirte...
Sólo tienes que enviar tus datos desde:
http://www.cristianosoriente.org/
Agradeciendo de antemano tu colaboración con esta iniciativa, recibe
un cordial saludo,
En nombre del Comité Organizador,
 Lola Velarde
--
Me han mandado estos enlaces, he suscrito el manifiesto y me parece
interesante difundirlo
Llucià Pou Sabaté
lo recomienda la revista del Obispado de Madrid "Alfa y Omega" que va con el ABC esta semana

martes, 14 de diciembre de 2010

lunes, 6 de diciembre de 2010

De cómo la ofensa puede transformarse en intercesión, y el perdón y la paciencia pueden hacer renacer el amor

¿Hasta que punto podemos unirnos a la Cruz de Jesús y vivir esta transformación pascual en nuestras vidas? Pongamos un ejemplo. Cuando una mujer no sabe si aguantar una situación familiar difícil, se pregunta: ¿qué hacer? Piensa que no es correspondida, en lo mucho que hace por el marido u otras personas, y que se la paga con desconsideración y menosprecio. Entonces, aparece en su corazón el sentimiento de abandonar, de dejar aquel sufrimiento, de que ha hecho ya bastante, pero si tiene fe, su mirada va hacia Jesús, y el corazón le indica que aquella pena se puede transformar en oración compasiva, y dirá: “Señor, ahora que he pasado por esto, haz que a mi alrededor no haya nadie que pruebe esto por lo que estoy pasando en estos momentos”, y permanece en aquella situación de un modo nuevo, ha pasado de sentirse víctima a renacer del abatimiento, con la misión de procurar dar de aquello tan necesario, su compasión tranforma la ofensa en donación de aquello de lo que precisamente a ella le ha faltado. Ve a Jesús como modelo, le contempla cuando le increpan: “¡baja de la cruz!” y ve como Él no tomó este camino fácil, de ser uno más, y hacer lo de todos, vivir la vida con “normalidad”: permaneció en la Cruz, y transformó la ofensa en intercesión. Pero a veces Jesús está lejos, como inasequible, y viene el pensamiento de que es Dios y como tal más allá de nuestras posibilidades… y entonces el corazón acude a la Virgen, a su corazón maternal, y con ella es más fácil estar al pie de la Cruz, y participar de ella y así encontrarle un sentido, por ella accedemos más fácilmente al corazón de su Hijo. Esta transformación, iluminación en la percepción de un problema, podemos llevarlo a otros muchos aspectos de nuestra realidad cotidiana.Llucià Pou Sabaté

viernes, 3 de diciembre de 2010

economía y pillería europea

PROBLABLEMENTE NO SEA TAN SIMPLE PERO ALGO DE ESTO HAY.
------------------------------

habria que ver si los de esta pagina tienen otros intereses... Llucià Pou Sabaté*
*http://www.vimeo.com/15248048

RAZONES PARA VIVIR: Bibliografía de Orientación Familiar.

RAZONES PARA VIVIR: Bibliografía de Orientación Familiar.: "Hay muchos padres y educadores que tienen dificultades para encontrar materiales adecuados para la formación religiosa de sus hijos con un ..."

recomiendo esta lista... Llucià Pou Sabaté

miércoles, 1 de diciembre de 2010

Caminos de desierto

Recuerdo una novela de Marlo Morlan, “Las voces del desierto”, que narra de un viaje por el interior de Australia, junto a una tribu de aborígenes. Al inicio del viaje, la protagonista es invitada a ponerse ropa adecuada, y ve con horror como todas sus pertenencias son echadas al fuego. No llevan un “camión almacén” con provisiones, no necesita nada: “Sólo cuando se haya talado el último árbol, sólo cuando se haya envenenado el último río, sólo cuando se haya pescado el último pez; sólo entonces descubrirás que el dinero no es comestible”. De alguna forma, en el desierto la ausencia de todo lo superfluo purifica, y la protagonista va aprendiendo a comer de todo, resistir el cansancio y el dolor al andar descalza por la arena quemada. Al contrario de una sociedad de la previsión y de querer controlarlo todo, ellos viven al día, toman de la naturaleza lo que necesitan, cuidando del ecosistema. Forman parte de un “Todo” en que todos somos de Dios, y Él proveerá; el caminante aprende a confiar en la Providencia, huir de esas seguridades y control que no nos dejan vivir. Jesús vive en contacto con la naturaleza, la ecología es uno de los muchos aspectos bellos del Evangelio, que nos recuerda este tiempo de Adviento. Ser feliz no es ir al lado de un camión-almacén e irlo llenando.

En el desierto australiano, las nubes de moscas parecen asaltar al viajero, pero lo limpian como lo hiciera el agua. Muchas cosas malas, como el veneno de las serpientes, tienen una utilidad buena, medicinal. Todo tiene un sentido, si sabemos poner cada cosa en su sitio. Hasta lo malo adquiere un valor bueno, aunque sólo sea por la experiencia que nos ayuda a mejorar. No hay que dejar de hacer las cosas por el miedo: “el único modo de superar una prueba es realizarla. Es inevitable”, dice otro de los personajes que viven en ese retiro (“walkabout”) en medio del desierto australiano (“outback”). Allí se vive la liberación de ciertos objetos, incluso de ciertas formas de creencia que no ayudan a nuestra vida auténtica. Así, sin esas formas de egoísmo y con la mente abierta, la transparencia y sinceridad vienen y con ellas la apertura a los demás, la empatía, y según algunos, cierta forma de telepatía, de comunicación sin ni siquiera palabras. Para ello hay que vivir el desierto interior, perdonar las ofensas, sabernos perdonar a nosotros mismos, quedar a la espera. Hoy hemos olvidado esa interioridad, ese “hacer desierto”, y la falta de reflexión lleva a depender de las circunstancias, y al no poseerse a uno mismo esto genera miedo, genera amenazas para controlar a los demás, y la seguridad de los Estados funciona a fuerza de amenazas sobre otros países, volviendo así al reino animal donde la amenaza desempeña un papel importante para la supervivencia. Pero si conocemos la providencia divina no podemos tener miedo, la fe y el miedo son incompatibles (si la fe es auténtica). En cambio, el tener cosas genera cada vez más miedo de perderlas, al final sólo se vive para tener cosas. En el desierto, la oración surge simple desde el corazón: “Señor, concédeme serenidad para aceptar las cosas que no puedo cambiar, el valor para cambiar las cosas que sí puedo, y la sabiduría para apreciar la diferencia”; todo es una oportunidad para el enriquecimiento espiritual.

Llucià Pou Sabaté